;

Lumbalgia y Dolor lumbar

04 de abril de 2016 Última revisión: 16 de septiembre de 2021

El dolor lumbar afecta aproximadamente al 23-28% de la población mundial y en España afecta al 19,9%. Se espera que la mayoría de las personas experimenten al menos un episodio en su vida, y aproximadamente un tercio de estos episodios progresarán a una enfermedad crónica, lo que resulta en discapacidad en el 11-12%.1

La lumbalgia afecta significativamente la calidad de vida y la funcionalidad, y no sólo se asocia con una elevada consulta en los centros médicos y los costes del tratamiento, sino también con una pérdida significativa de productividad laboral. La lumbalgia es la principal causa de discapacidad a nivel mundial, más que la depresión, la diabetes y las enfermedades cardíacas.2

La parte baja de la espalda es una estructura compleja de elementos interconectados, incluidos tendones, músculos, nervios y raíces nerviosas, articulaciones y discos espinales, que están expuestos a irritaciones que producen dolor que puede irradiarse a otras partes del cuerpo.1

La parte baja de la espalda donde se produce la lumbalgia incluye las cinco vértebras lumbares (denominadas L1-L5), que soportan gran parte del peso de la parte superior del cuerpo. Los espacios entre las vértebras son mantenidos por los discos intervertebrales que actúan como amortiguadores a medida que el cuerpo se mueve.2

anatomía columna

Figura 1: Anatomía de la columna vertebral
Fuente: Banco de imágenes de Dolor.com

La causa de la mayor parte de las lumbalgias es de naturaleza mecánica. En muchos casos, se asocia con la espondilosis, la degeneración de la columna vertebral asociada con el desgaste normal que ocurre a medida que las personas envejecen. Esguinces causados por estiramiento excesivo o ligamentos desgarrados y tensiones en el tendón o los músculos, y la degeneración del disco intervertebral (producida cuando el disco intervertebral pierde su capacidad de amortiguación) se encuentran entre las causas más frecuentes de la lumbalgia.2

Diferentes etiologías de dolor lumbar y sus prevalencias

Figura I: Diferentes etiologías de dolor lumbar y sus prevalencias:
Fuente: Modificado de: Pérez-Cajaraville J, Abejón González D, Romero Esmerats D, Parrón Cambero R, Neira Reina F, Ceberio Balda F, et al. Prevalence of the different lumbar back pain etiologies in Spain: results from a large observational study in 306 centers (the SMILE study). Eur Orthop Traumatol. 2015; 6(4):451–459.

dolor lumbar

Figura 2: Dolor lumbar
Fuente: Banco de imágenes de Dolor.com

Los factores de riesgo son múltiples: sexo, edad, obesidad, tabaquismo, trabajo físico de fuerza, trabajo sedentario, factores genéticos, insatisfacción en el trabajo y el sistema de atención sanitaria; también la afectación psicológica por estrés, ansiedad y depresión, que incidirán en el paciente según su perfil de personalidad.3

Comparta esta historia:

Contenido relacionado

Media:

  • Referencias

    1. Pérez-Cajaraville J, Abejón González D, Romero Esmerats D, Parrón Cambero R, Neira Reina F, Ceberio Balda F, et al. Prevalence of the different lumbar back pain etiologies in Spain: results from a large observational study in 306 centers (the SMILE study). Eur Orthop Traumatol. 2015; 6(4):451–459.

    2. Alonso-García A, Sarría-Santamera A. The economic and social burden of low back pain in Spain: A national assessment of the economic and social impact of low back pain in Spain. Spine. 2020;45(16):E1026-E1032.

    3. Rull Bartomeu M. Epidemiología del dolor lumbar. Dolor. 2018; 33(3): 117-119.

La información proporcionada en Dolor.com no pretende sustituir el diagnóstico, el tratamiento o las recomendaciones de su médico. Si usted es un profesional sanitario, le recomendamos que lea atentamente las consideraciones generales para controlar el abordaje del dolor con cualquier fármaco que contenga un mecanismo de acción opioide.